Kiko Corredoira: «Cuerpo técnico y plantilla trabaja para volver con más fuerza»

0
39

La adecuada preparación física y mental durante el confinamiento, será crucial para que los jugadores encaren lo que resta de competición con garantías.

El preparador físico del Racing, Kiko Corredoira, que apostó el pasado verano por el proyecto departamental tras diez años ligado al CD Lugo, desvela las claves en las que trabaja el cuerpo técnico para que la plantilla no pierda tono físico de cara a la vuelta a la Liga. Desde el cuerpo técnico, se centran en minimizar de la mejor forma posible la pérdida de condición física y ritmo de competición a la que se exponen los jugadores, mediante ejercicios adaptados a las exigente situación que supone el confinamiento domiciliario que cumplen desde hace días.

Pregunta: ¿Cuál es el principal propósito que se marca el cuerpo técnico con los jugadores en este período de cuarentena?

Respuesta: El gran objetivo que nos hemos planteado es el de minimizar el impacto en la pérdida de condición física, desadaptación al juego y cambios en la composición corporal. Los jugadores tienen un programa completo de ejercicio físico que se temporaliza en dos sesiones al día, se ha pautado unas estrategias nutricionales adaptadas a sus perfiles individuales y se realiza un seguimiento individualizado del estado de cada jugador por parte de los integrantes del cuerpo técnico.

P:¿Cuál es la rutina diaria que siguen los jugadores durante el confinamiento?

R: Una vez que amanecen, los jugadores tienen que cubrir una encuesta diaria de bienestar en lo que se recogen informaciones desde el peso corporal, el grado de calidad del sueño, nivel de fatiga, dolor muscular o estrés. Después del desayuno, como en un día de entrenamiento normalizado, realizan la sesión que desde el área de preparación física se les asigna. Una vez finalizada la sesión completan un cuestionario sobre la percepción subjetiva del esfuerzo que es analizada posteriormente por los responsables físicos. El día continúa con una sesión de tarde en el que se realiza el mismo procedimiento una vez finalizada. Esta sesión, cumple unos objetivos condicionales pero también técnico tácticos, ya que se envían vídeos correctivos individuales o colectivos.

P:¿Cómo le puede afectar física y mentalmente al futbolista un parón de diez días en su actividad habitual?

R: Si hablamos de un confinamiento de 10 días, no supone una diferencia tan grande con respecto a un período transitorio de Navidad en el cual los jugadores disponen de 7-10 días con sus familias. No obstante, en este periodo en el que nos encontramos, no podemos salir de casa y realizamos actividad física en unas condiciones de encierro, con el estrés que supone un espacio pequeño y cerrado en la mayoría de los casos. Todo esto se le suma la responsabilidad y conciencia individual, no es lo mismo los jugadores negativos que están solos en su casa, que casos positivos con familia en casa. A pesar de todas estas dificultades, nuestros jugadores están demostrando una gran entereza y profesionalidad para cumplir los objetivos marcados y llegar en las mejores condiciones posibles.

P: ¿Os preocupan especialmente los positivos en Covid-19?

R: Nos preocupan todos los jugadores, realizamos un seguimiento pormenorizado de cada uno de ellos, sus casos positivos o no y los contextos en los cuales se encuentran en su día a día. Y esto será extensivo en los días subsiguientes al reentrenamiento, controlando aquellos casos que han sido positivos y adaptando su trabajo a las exigencias físicas diarias.

P: Cuando terminen el confinamiento, ¿cuántos días se estiman que necesitarán para volver a coger ritmo de competición?

R: La interrupción en el trabajo normalizado es un handicap en el que nos hemos encontrado. No depende de nosotros el establecer la vuelta a la competición y si de la RFEF aunque después de un periodo de transición (bien en verano o en Navidad), siempre hay un periodo de adaptación a las cargas de trabajo y a la exigencia de la competición, no entenderíamos que después de diez días de confinamiento, no tuviéramos un proceso de adaptación para asegurar la plena disposición y garantías de competición de nuestro equipo.

P: Tras el confinamiento y con poco margen de entrenamiento, ¿el equipo estará capacitado para afrontar con garantías los tres partidos que le quedan?

R: El equipo se adaptará física, técnica, táctica y psicológicamente para el escenario que se va a encontrar. Quedan tres partidos para finalizar la primera fase, pero la competición continúa con la segunda fase los próximos meses. El cuerpo técnico y la plantilla trabaja para volver con más fuerza y superar todas estas adversidades.


Foto portada: Corredoira dirigiendo el calentamiento a varios jugadores del Racing en Rio Seco| muchacalidad.com

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here